Just another WordPress.com site

Mensaje…

Mensaje sobre la oración

Lucha inicial.

“Tiene que suplicar el alma recién convertida, porque de lo contrario caería nuevamente.”

(Diario #146 – Santa Faustina Kowalska)

Comentario:

Los primeros tiempos de la conversión son los más duros, porque el espíritu del mal no quiere perder su presa y pone en juego toda su maldad para hacernos caer nuevamente en sus redes. Por eso tenemos que perseverar en la oración, a través de la cual nos vienen todos los auxilios de Dios.

Ya lo dice el Apóstol, que resistamos al diablo firmes en la fe, y huirá de nosotros. O sea que si somos constantes en rechazar las tentaciones y sugestiones diabólicas, y por medio de la oración apagamos los dardos encendidos que nos lanza el Maligno, saldremos victoriosos y luego de una corta lucha, pasaremos a tiempos de bonanza, tranquilidad y paz.

Pero siempre tenemos que rezar, porque de lo contrario volveríamos atrás y a la esclavitud del pecado.

Nuestra vida espiritual debe ser un constante crecer hacia la cima, e incluso las caídas nos deben servir en esta subida, orando y levantándonos cada vez que caemos, por medio de una sincera confesión con el sacerdote, y empuñando el arma infalible de la oración confiada, a Dios y a la Santísima Virgen.descarga

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s