Just another WordPress.com site

Mensaje…

Mensaje sobre la reparación

Como la Verónica.

Para reparar primero tenemos que compadecernos del Señor, verlo todo herido y dolorido, y entonces, conmoviéndonos profundamente, nos pondremos a la tarea de reparar con nuestro amor y cuidados su Persona.

No otra cosa hizo la Verónica en el camino al Calvario. Ella vio al Señor que iba todo ensangrentado y sucio, hecho objeto de escupitajos y de tierra mezclada con sangre.

Ella vio su rostro todo bañado en suciedad y quiso remediar ese rostro que, se estaba por presentar a su Madre, que lo esperaba también por ese camino.

También nosotros queremos reparar el rostro del Señor para presentárselo limpio a María, y así no solo consolaremos a Jesús sino que también consolaremos a María, que no verá a su Hijo tan sucio y ofendido.

Cubramos de besos el rostro del Señor, que está tan ofendido, y hagamos penitencia, sacrificios, porque solo con la penitencia y el amor es como se reparan las ofensas hechas a nuestro Redentor.400_1303816026_649932-1024x768-sea

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s