Just another WordPress.com site

Defensa…

Obras de Misericordia

Defender al inocente.

Obra de misericordia (y de justicia) es defender al inocente, comenzando por defender al Inocente con mayúscula, Jesucristo. ¿Y cómo defendemos al Señor? En primer lugar tenemos que defenderlo en nosotros mismos, porque no podemos pretender defender a Jesús de los hombres, si nosotros mismos lo crucificamos cada día con nuestros pecados graves.

Entonces empecemos a defender al Señor en nosotros mismos, viviendo en gracia y amistad de Dios, y luego sí podremos defender a Jesús de los hombres que lo acusan injustamente.

También tenemos que defender a los hombres inocentes, especialmente a los niños, y entre ellos a los recién concebidos, que son los que están más en peligro por el mal del aborto.

Defendamos a los niños de los malos programas de televisión, de los escándalos, de la impureza que desborda por todas partes, porque si hacemos así, también estaremos defendiendo a Jesús en los pequeños, ya que el mismo Cristo ha dicho que lo que hacemos con el más pequeño de sus hermanos, se lo hacemos directamente a Él.

¡Cuánto aman Dios y la Virgen la inocencia, la pureza! Alcemos nuestra voz para defender a los inocentes, ya que eso es una gran obra de misericordia.

Jesús, en Vos confío.

redalternativa-casasrurales-01

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s